La oposición pide explicaciones a Trillo sobre el ‘disparate’ del proyecto del Código Penal Militar

EL MUNDO. 22-04-2003
MADRID.- Todos los partidos de la oposición han exigido al ministro de Defensa, Federico Trillo, que dé explicaciones en el Congreso sobre el primer borrador del nuevo Código Penal Militar de 1985, que PSOE e IU han calificado de 'disparate constitucional'. El proyecto castiga con penas de cárcel a quienes se manifiestan contra las guerras en las que participe España.

El Ministerio de Defensa destaca que el texto, publicado por el diario 'El País', "es sólo un borrador" y niega que sea 'una prioridad en esta legislatura'. El ministro de Justicia, José María Michavila, dijo desconocer el documento. Por su parte, el vicepresidente segundo, Rodrigo Rato, explicó que "no es por ahí, desde luego, por donde va la política del partido en ningún caso" porque "el derecho de manifestación en España es suficientemente amplio y claro".

El borrador amplía las competencias de los tribunales castrenses y castiga con penas de entre uno y seis años de prisión a quien "en situación de conflicto armado de carácter internacional en el que tome parte España, con el fin de desacreditar la participación de España en él, realizare públicamente actos contra ella". Ya sean civiles o militares.

La secretaria general del Grupo Parlamentario Socialista, María Teresa Fernández de la Vega, exigió la comparecencia de Trillo en el Congreso al considerar que el borrador es "un absoluto disparate que nos devuelve a tiempos de la Inquisición".

En conferencia de prensa, Fernández de la Vega afirmó que el anteproyecto es "un paso más en la criminalización de la vida social" y supondría un "estado de excepción encubierto" y una "regresión decimonónica" en materia de derechos individuales.

'Para poner los pelos de punta a cualquiera'

El portavoz de IU, Felipe Alcaraz, indicó en el Congreso que el borrador "es para poner los pelos de punta a cualquiera", y añadió que "lo firmaría tranquilamente Galtieri o cualquiera de los dictadores argentinos o de cualquier otra república bananera".

El portavoz del BNG, Francisco Rodríguez, ha pedido a Defensa que facilite al Congreso el anteproyecto, que "persigue que las personas se sometan silenciosas a las guerras injustificadas", que "atenta gravísimamente contra las libertades de expresión, información y manifestación" y que "militariza más la sociedad".

Finalmente, el portavoz del PP en el Congreso, Luis de Grandes, se negó a comentar "algo que el Ministerio de Defensa desmiente y por tanto, no existe", y vaticinó que este debate va a durar "menos que un pastel a la puerta de un colegio" porque se trata de una polémica "irreal".

También las asociaciones de jueces

El portavoz de Jueces para la Democracia (JpD), Miguel Carmona, también ha considerado "un auténtico disparate" el borrador del Código Militar y estima que sus preceptos violan los principios constitucionales.

En el mismo sentido se ha pronunciado la asociación judicial Francisco de Vitoria, que pone en duda la constitucionalidad de aplicar a civiles la juridicción militar.

El portavoz de la Francisco de Vitoria, Joaquín González Caso, manifestó que la jurisdicción castrense es de carácter "excepcional y muy limitado", por lo que en ningún caso puede aplicarse a los ciudadanos que no tienen la condición de militar.

RASH Madrid - Red & Anarchist Skinheads Sección Madrid